En los tiempos de grandes crisis también hay grandes oportunidades. Aunque no lo demostremos siempre estamos esperando esa situación que nos cambiará la vida.

Si nos mantenemos en nuestra zona de confort, atemorizados por lo que pudiera ser y el temor al cambio, es muy posible que las oportunidades nos pasen por delante sin que las identifiquemos.

Te daremos algunas claves para que las reconozcas con facilidad:

  • Reconoce la necesidad de nuevas oportunidades, manteniendo tu mente alerta y abierta, con el coraje de admitir que la vida que conoces podría mejorar. La suerte favorece a los que están preparados para recibirla y van a su busca.
  • Inspírate en la experiencia de personas exitosas: investigando un poco en sus vidas descubrirás mucho trabajo y esfuerzo, y una predisposición clara a lograr el éxito.
  • Sal de tu zona de confort: si estás conforme y resignado con tu trabajo rutinario, te aíslas con una capa protectora que te produce una falsa sensación de bienestar. Para encontrar las oportunidades debes reconocer que estás en esa zona y atreverte a dar los arduos e inseguros primeros pasos que te permitirán comenzar algo nuevo.
  • Despójate de tus prejuicios: harán que descartes las oportunidades que se te crucen por delante, por el temor al riesgo, al cambio y al fracaso potencial.