Cuando vas descubriendo zonas de España, es impresionante como el clima, el carácter y la cultura, crean una suma, que podríamos denominar: personalidad única e irrepetible.

En esta ocasión,  quiero hablarte del gran trabajo que está realizando una joven bodega  del Bierzo.

Ayer tuve la oportunidad de pasar casi todo el dia en Bodegas Godelia, no solo tuve la oportunidad de catar sus vinos, sino que pude estar metido en las entrañas de todo el proceso. Cuando hablo de conocer todo el proceso, afortunadamente es estar metido en  todo el proceso, desde la mismisima cepa, hasta la barrica.

La casualidad de  mi visita,  comienza justo a tres dias de la vendimia, con esto puedes hacerte una idea del momento tan especial, en que conozco el alma de esta bodega.

Sorprende realmente la profunda dualidad que se produce en estas fechas, impregnándome de  la preocupación de estar  mirando al cielo y a la tierra en un mismo gesto. El punto perfecto de la cosecha, el agua del cielo, que puede caer, en estos momentos y la forma por supuesto en la que puede caer, el calor, el frio, cuantos factores a anejar.

Recorriendo las cepas de Castro Ventosa, de la mano de Vicente ,  escuchando la adoración de este empresario por sus frutos, es muy fácil adivinar el trabajo que mas tarde se realizará en la propia bodega.

Descubrir la Mencia y Godello del Bierzo, se hace casi de obligado cumplimiento, cuando insitu comprendes el valor que aporta un buen trabajo y la preocupación de todos los integrantes del equipo.

Durante no se cuantas horas del dia y de la noche, escuche embobado a Silvia Marrao, una joven enóloga de Godelia y la pasión tan vehemente, con la que me contaba, como vivia estos momentos tan excitantes  de vendimia.

Realmente seria un delito por mi parte, no mencionar el resultado final de todo este proceso. Mi descubrimiento tanto de la variedad Godello, como la Mencia del Bierzo, es una invitación, para que el  descubrimiento sea compartido, por eso te recomiendo que pruebes estas variedades concretas y hagas una valoración muy personal.

Viernes, es la introducción perfecta al mundo de la Mencia del Bierzo. Un tinto joven 100 % Mencia a un precio muy asequible. Todo el Carácter de la Mencia Pura.

Godelia Tinto 2009,  100 % Mencia, tras 12 meses en barrica de robles Francés, considero que la mejor forma de describirlo, es probarlo.

Pasando de la Mencia,  a Godello, osea dejamos los tintos y pasamos a la fuerza de los blancos, llega una de mis grandes sorpresas.

Fructus, blanco espumoso, 100% Godello, obtenido por el sistema tradicional o Champenoise, esto significa que no se ha introducido gas carbónico de una forma artificial. Despues de 36 meses de crianza, el resultado es sencillamente espectacular. Fructus es una edición tan limitada, que prácticamente es imposible encontrarlo en el mercado. Es todo un privilegio, tomar una copa de este vino. Merece la pena localizarlo, como sea.

Godelia Blanco, 80% Godello, 2º % Doña Blanca, perfecto para quien adore los blancos, con un final muy persistente.

Godelia Blanco Selección, 100 % Godello, un vino perfecto sin mezclas para disfrutar y descubrir la uva Godello del Bierzo en estado puro.

Quiero dar las gracias sinceras a Sara, Maria Jose e Ismael,  su amabilidad, cariño y profesionalidad, asi es como se hace una gran una marca.

¿Has tenido la experiencia de probar estos vinos?