GloriaMillánAquí os traigo las sugerencias que nos hace Gloria Millán. Una encantadora mujer que nos sugiere todo un juego de seducción y sensaciones.

 Hola a tod@s!

 Agradezco inmensamente la invitación de Bere para plasmar mis impresiones sobre el día de San Valentín y lo que esperamos las damas de nuestras parejas.

 Huelga decir que el amor hay que demostrarlo día a día, que hay que añadir una dosis diaria de encanto personal para seguir cultivando tan noble sentimiento.

 Sin embargo, si tuviera que decidir como prefiero que me sorprenda mi pareja en un día como éste en que merece la pena llevar a cabo algo especial, sería lo siguiente:

 ¿Cuánto tiempo tenemos las parejas para prodigarnos atenciones y mimos? Poco, realmente poco.

Así que una noche especial, los dos solos, en un Hotel Spa, cena romántica, conversando sobre nosotros (olvidémonos de los niños, el trabajo…), compartir sauna, jacuzzi, masajes…Tiempo, sólo tiempo para los dos.

A falta de recursos necesarios para acudir a un hotel, que mi compañero se metiera entre fogones para preparar algo especial – digo especial  porque el hecho de que un caballero se meta entre fogones no es habitual –  vestido elegantemente con ropa sport y encontrarme al llegar a casa la mesa preparada para dos y vestida para la ocasión.

Los detalles son los que avivan el fuego de esa maravillosa chimenea en la que convive la pareja,  por lo tanto quizás tiene más valor el esfuerzo imaginativo por sorprenderme que un obsequio material.

Si pensamos en un regalo, me gustaría que optara por una maravillosa crema corporal con esencia de ámbar o con aroma de chocolate, así demuestra que mi piel es tan importante para él como para mí.

Que me ofrezca un masaje relajante con el mencionado producto habiendo creado un entorno cálido y seductor; velas, incienso, música – chill out, no falla le gusta a todo el mundo- y que ese fuera el primer paso de una noche intensa que nos permitiera liberar nuestra mente y no pensar, sólo sentir. Un festival de sentidos.

Una prenda de lencería sugerente también sería una gran sorpresa para mi. Es un regalo del que vamos a disfrutar los dos. Y tranquilos caballeros, las dependientas de los establecimientos de lencería no se extrañan por la presencia de un caballero, y además la mayoría son mujeres, así que les ayudarán a elegir.

No dejar de jugar nunca al maravilloso juego de la seducción. Ese día puede ser una magnífica oportunidad de que nuestras parejas demuestren que su conocimiento sobre nosotras, es tanto, que son capaces de sorprendernos con un significativo detalle cargado de intención.

¡Feliz día de San Valentín!

Un abrazo.

Gracias Gloria por tus magníficas sugerencias e ideas para acertar en el difícil arte de sorprender a nuestra pareja.