Desde este blog, estamos haciendo una gran apuesta, para que el sombrero vuelva a ser un complemento básico en nuestros armarios. Tenemos claro que será una dificil misión, pero tengo la seguridad plena, que volveremos a rescatar estas piezas y situarlas donde nunca tenian que haberse marchado.

Comenzamos por el sombrero Borsalino, esta confeccionado  con  fieltro blando y suave, su nombre se lo debemos a la compañía italiana Giuseppe Borsalino, donde fue creado en 1857, producían este tipo de sombreros y los exportaban a innumerables  partes del mundo.

Fué tremendamente popular su uso durante décadas. Se empezó a usar en los años 20 como complemento de moda para los caballeros ricos.

Con el paso de los años, se va asociando principalmente con la vestimenta usada por los detectives y gángster como fué el caso del inolvidable  Al Capone.

Hacia 1950 comienza su declive, como un accesorio esencial.  Aunque seguía disminuyendo su popularidad,  seguía siendo llevado por algunas de las grandes estrellas de la época, como Gregory Peck, Federico Fellini, Humphrey Bogart , en “Casablanca” entre otros.

En los últimos años hemos visto un renacimiento, sobre todo entre los chicos jóvenes, que buscan llevar ese toque tan especial que este modelo es capaz de aportar. Se presentan en diferentes colores e incluso son propuestos con las colecciones de los diseñadores más importantes y utilizados por  hombres más a la moda con toda clase de estilos.

¿Cual crees tu que ha sido el motivo, por el que no se usa el sombrero?