rayas lunares y tiradoresComo casi todas las prendas para hombres llevan algún tipo de rayado: Traje, chaqueta, camisa de vestir o corbata, puede ser un poco difícil comprender cuantas rayas pueden ser usadas con elegancia, de una vez y sin excederse.

Las rayas han sido asociadas históricamente con una sensibilidad bastante conservadora, particularmente en los atuendos de la banca, las finanzas y los negocios, pero ese concepto ha cambiado en la pasada década, ya que las rayas han subido a un lugar prominente, tanto en la alta costura como en el mercado de consumo.

En realidad no hay reglas, sólo ayudaremos con algunas sugerencias muy importantes.

Una jugada segura, si no quieres entrar en riesgos e ir a la moda y bien vestido, es una camisa rayada con una corbata lisa,  con un color sólido, que combine exactamente con las rayas de la camisa, o algo más aventurado, escogiendo un color de corbata de la misma gama pero con un tono diferente. Por ejemplo, corbata azul marino con camisa en rayado en azul claro y blanco.

¿Quieres ejercitar tu destreza para vestirte? Es aceptable mezclar distintas rayas en un mismo conjunto pero aumenta el grado de dificultad. Elige tus rayas dentro de la misma gama cromática y contrasta la escala y el tamaño; por ejemplo, una camisa con rayas finas con una corbata de rayas gruesas. De esta manera puedes agregar profundidad y dimensión a tu imagen sin que parezca que te vestiste en la oscuridad.

Lo más importante para tratar de vestir prendas con rayados múltiples es asegurarse de que los colores acentuados se complementen; por ejemplo, un traje en color negro azulado con línea diplomática en color turquesa, usado sobre una camisa azul cielo con líneas finas blancas, y que las rayas nunca sean del mismo tamaño y espaciado.