Un Ralph Fiennes que nos recuerda en la vestimenta a su papel en la película de 1998 Los vengadores